Miércoles, Febrero 2nd, 2011

Gato deshidratado

Gato deshidratadoLos cuadros agudos de vómito y diarrea en un gato deben ser revertidos en el corto plazo ya que pueden provocar la deshidratación del animal, un problema que también puede desencadenarse si la mascota no bebe suficiente agua a diario.

Cuando un felino doméstico pierde demasiado líquido corporal y no logra recuperarlo de inmediato, su piel deja de tener su elasticidad habitual (hasta el punto de formar una especie de loma en el cuerpo del afectado), su boca se reseca, la saliva se vuelve densa y pegajosa, su peso desciende de forma considerable, los ojos se hunden y, además de carecer de energía, el gato queda sumergido en un estado depresivo. En ocasiones, la anorexia, la palidez de las mucosas y la hipotermia son síntomas que pueden desarrollarse junto a los otros como consecuencia de la deshidratación.

Para combatir este inconveniente que puede resultar mortal si no se lo soluciona en tiempo y forma, resulta imprescindible la intervención de un veterinario que evalúe el panorama y aconseje los pasos a seguir.

En caso de ser un cuadro de deshidratación leve, el animal será sometido a un tratamiento de reposición de líquidos que puede llevarse a cabo por vía oral o subcutánea, pero si la situación es más compleja no es extraño que se utilice un método endovenoso.

Para evitar llegar a este tipo de escenarios y ver sufrir a la mascota por falta de hidratación, uno como amo tiene la posibilidad de ofrecerle al felino un bebedero exclusivo para él y controlar desde allí la cantidad de líquido que ingiere por día. Lo ideal es situar este recipiente con agua limpia lejos del comedero para impedir que haya contaminación a través de restos de comida que puedan llegar a caerse, pero si ambos están unidos, entonces será necesario chequear el estado de la bebida con frecuencia.

Claro que, más allá de los recaudos, siempre existe la posibilidad de que el gato enferme, razón por la cual es aconsejable estar en estado de alerta constante para advertir en cuanto sea posible cualquier tipo de cambio que se produzca en el animal. Si uno reacciona de inmediato y acude al veterinario, son muchas las chances que uno tiene de poder devolverle pronto la salud a su querida mascota.



Categoría: Enfermedades